Pitagol


0

Eran unos caramelos con palo que ademas eran un pito. Osea… ¡la leche!
Como te ponías a pitar como un descosido, el caramelo se llenaba de saliva y creaba una “cremita pegajosa” que se distribuía uniformemente por toda, toda, la cara.
¡ALGO MAS DIVERTIDO?

Guardar

Like it? Share with your friends!

0
admin

0 Comments